Jerusalem en Teatro Valle-Inclán

La vida vista desde el lado oscuro, desde la vida de un rebelde que se mueve en el filo de la navaja, ajeno a todo para dar a cada uno su parcela de libertad. Un loco, un farsante, un místico, un misterioso personaje que puede ser un Cristo vicioso o un tierno diablo. Una pieza con la que todos encajan pero que nadie se atreve a reconocerlo. Un genial rebelde que vive al margen de casi todo pero que atrae al mundo hacia su pequeño oasis. Entren y disfruten del mundo de Johnny El Gallo Byron.



Jerusalem, la canción de William Blake que podríamos denominar como el himno extraoficial de Inglaterra, que nos habla de su verde y próspera patria donde se construyó Jerusalén. Así comienza esta obra, cantada a capela por una de las que descubriremos más adelante que es una de las protagonistas de esta loca historia. No puede comenzar de mejor manera el espectáculo, porque es completamente necesaria para poder entender el gran éxito que está recibiendo esta memorable adaptación.


La dulce voz que nos regala Phaedra, interpretada por Elena Tarrats, en medio de una destartalada caravana, junto con todos los trastos viejos que simulan un particular hogar creado durante muchos años y restos de una de las mejores juergas nocturnas. En ese "trozo de tierra de Inglaterra" vive Johnny Byron "El Gallo", interpretado por un descomunal Pere Arquillué, el benefactor de todas las sustancias psicotrópicas para un pueblo al sur de Stonehenge. Un héroe para quienes aún no han vivido demasiado, un diablo para quienes le han conocido... En definitiva, una persona adictiva, tanto para unos como para otros, por sus fantasiosas historias y porque su compañía siempre te transporta fuera de tu realidad.




Esta coproducción del Centro Dramático Nacional, el Teatre Romea y el Grec Festival de Barcelona es uno de los montajes más esperados de la temporada. El texto es apabullante, transgresor, singular y extremadamente original. Esta bomba de relojería la firma Jez Butterworth, y la estrenó allá por el año 2009 fascinando al público británico. Una década después, en el Grec de Barcelona se estrenó su versión en catalán, de la mano de Julio Manrique, que es el encargado de hacer también el montaje que llega ahora al Teatro Valle-Inclán madrileño.



La vida de "El Gallo" es como vivir en una rave constante donde toda la chavalería disfruta como si fuera el último día de su vida, es su pequeño refugio, el lugar en el que evadirse de todo y poder ser uno mismo, un lugar apartado del mundo que les deja ser lo que quieran. Una fiesta continua para evadirse de una realidad que les agota, que les mira con recelo. Un oasis en el que poder disfrutar de cada instante, al lado de este personaje tan peculiar, un Dios o un Demonio, un profeta o un camello, un confidente o un peligroso compañero de viaje.



Todo sucede el día de San Jorge, patrón de Inglaterra y gran festividad de la zona, día en el que se celebra la feria del condado. Comienza con uno de los tantos avisos de desahucio para que desaparezca la ruinosa parcela de Jonnny Biron, que se encuentra afincada al lado de un bonito proyecto de zona residencial dentro del bosque. La vida de este hombre al que adora la mitad del pueblo y odia la otra mitad, se tambalea por los avances de un mundo que se consume a sí mismo para seguir avanzando. Sus amigos lo adoran, quieren seguir de fiesta con él, su hijo quiere que vayan juntos a la feria, mientras él huye del mundo para refugiarse en su particular oasis, escapando de las autoridades y de una sociedad que no entiende. Un reflejo de la Inglaterra actual, que se ancla a las tradiciones mientras huye de aquello que no comprende.


En escena van apareciendo una serie de personajes que completan el mundo de Johnny, tales como un profesor de matemáticas (Víctor Pi) que no encuentra mejor manera de desinhibirse que unirse a la fiesta de este particular druida para encontrar su lógica, el joven Davey (Guillem Balart)que su único afán es cobrar la nómina semanal para poderla quemar en alcohol y drogas, Lee (Adrián Grösser) un joven que tiene el gran sueño de salir del pueblo y ganar mucho dinero, Pea (Anna Castells) y Tanya (Clara de Ramón) dos mujeres que son el alma de la fiesta, Wesley (Albert Ribalta) el dueño del único bar del pueblo, que conoce todas las miserias de los parroquianos, Ginger (Marc Rodríguez) un aspirante a Dj que es lo más parecido a un sirviente para "El Gallo", Troy (David Olivares) el padrastro de Phaedra, que también interpreta el papel de Sr. Parsons, un funcionario público, Dawn (Chantal Aimée) que es la madre del hijo de este gurú del bosque y que también aparece en escena como la Sra. Fawcett, la compañera de trabajo del Sr. Parson y por último Marky (Tomás Pérez) el hijo de Johnny.


"Es una obra enorme. Arrolladora. Como un gigante. Como un ejército de gigantes. Como una noche de fiesta memorable". Así de contundente es Julio Manrique, director de este transgresor montaje, a la hora de hablar sobre la obra. "También es, como suelen serlo las grandes obras, misteriosa, escurridiza e inalcanzable. Como un truco de magia, como un hada que desaparece en medio del bosque. El bosque frondoso, exuberante y mágico de Inglaterra. El paisaje mítico, ancestral, de los bosques de Inglaterra. El bosque de Sherwood. El bosque de Arden. Todos los bosques. El sitio donde se pierden las almas antes de volverse a encontrar. Jerusalem es el bosque y el bosque es El Gallo. El antihéroe romántico. El prota de la fiesta. Un astro sol. Un borracho. Un pirata loco. Un ogro, un visionario, un camello detestable. Un gitano chulo y alocado inventándose el mundo desde una caravana". Esta es la descomunal locura creada por Manrique, una oda a la fiesta y a los perdedores, al mundo transgredido por una sociedad elitista que deja atrás todo lo que no es convencional.

El director ha realizado trabajos como actor tanto en cine ("Soldados de Salamina", "En la ciudad"), series ("Isabel", "El crac") y, por supuesto, teatro ("Incendies", "2666", "Don Juan"). En su faceta de director, sus obras han recibido varios premios, como el de mejor director por "La forma de les coses", "American Buffalo" y "El curiós incident del gos a mitjanit", "L´ánec salvatge" y "Coses que déiem avui".


Sin lugar a dudas otro de los puntos fuertes de este montaje es su demoledora banda sonora, que nos lleva de la mano por toda la historia con temas de todo tipo. Además de la maravillosa canción de "Jerusalem" de Sir Hubert Perry, que da nombre a la obra y en la que se inspiró su autor, durante esta desmelenada rave escucharemos temas tan bailables como "Hey boys, hey girls" de Chemical brothers u otros más guitarreros como "I fought the law" de The Clash, por poner dos ejemplos del amplio abanico con el que nos vamos encontrando a lo largo de la obra.


Este sórdido montaje cuenta con una maravillosa escenografía, creada por Alejandro Andújar, que nos mete de lleno en el mundo tan peculiar de este rebelde. Fundamental la iluminación diseñada por Jaume Ventura, capaz de crear ese mundo de suburbio, de calamidad, que transmite el texto. Hay que destacar también el impactante espacio sonoro creado por Damien Bazin, los demoledores audiovisuales de Francesc Isern y el vestuario sucio y genuino de María Armengol.



Estamos sin duda ante una obra diferente, por su forma y por su contenido. Un texto demoledor sobre un personaje políticamente incorrecto al que deseamos conocer, que nos seduce, nos invita a entrar en su mundo y nos hipnotiza como si del flautista de Hamelin se tratase. Tres hora de montaje que se pasan en un suspiro, porque Johnny El Gallo Byron es un personaje adictivo, no querréis salir de su particular universo, y os arrepentiréis si no lo llegáis a conocer.

----------------------------------------------------------------------------------------
Jerusalem
Teatro: Teatro Valle-Inclán
Dirección: Calle de Valencia 1, Plaza de Lavapies
Fechas: De Martes a Domingo a las 20:00.
Entradas: Desde 10€ en entradasinaem. Del 22 de Enero al 1 de Marzo.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Critica, Blog de critica teatral, Critica teatral. Teatro. Reseñas. Cartelera. Programación, Crítica teatral, critica teatral Madrid, crítica teatro, crítica teatro Madrid, crítica, críticas, Madrid